La Palabra

Poem By Esciron el escribidor

El clamor de los que sufren será en vano
El rezo más bello morirá en susurro
De las olas y del vientre la canción será muda

Si no brota de tus labios la plegaria

No brillará la luz al final del pasadizo
No habrá paz ni querubines
Ni pecado redimido en la puerta del edén

Si no brilla en tus ojos la piedad

El bosque de los sueños será estéril
De la oscuridad no escaparán los días
De las campanas el bronce será barro

Si no tañe en tu cuello la risa

La pena se hará calvario
El dolor será impío
La ausencia no hallará alivio

Si no escapa de tu boca esa palabra

Si no escapa, si no tañe, si no brilla, si no brota
La esperanza será un reino
De súbditos dormidos


Regalanos entonces tu palabra
Que brote y se haga plegaria por tu risa
Y resuene pura en el reflejo de tus ojos
Despertándonos del largo sueño de tu ausencia
Asomándonos al dulce abismo de la salvación

Comments about La Palabra

There is no comment submitted by members.


Rating Card

5 out of 5
0 total ratings

Other poems of EL ESCRIBIDOR

El Sueño

Anoche tuve el sueño más feliz de mi vida. Así que lo voy a escribir, con la remota esperanza de que lo leas y tal vez me imagines. Eso será suficiente.
Es raro porque mi vida ha sido interesante, diría que casi he pasado la mitad y empiezo la cuesta abajo. He atravesado muchas y muy variadas experiencias, todas han dejado huellas, a veces surcos en mi mente y sin embargo no puedo recordar un sueño semejante.

Son las sensaciones lo que hacen a un sueño verosímil, esas sensaciones tan perfectas e intensas que desconciertan. Por ejemplo tu piel. Creo que en toda la eternidad de años en los que te he contemplado de cerca, temeroso de ser descubierto en mi pecado, debo haberte tocado unas pocas y breves veces. Y es de tu sueño de donde surge el recuerdo abrumador de tu piel. Y ya no me abandonará aunque suplique piedad. El olor o el aroma, pero es el olor lo que me embriaga. De tu cuerpo, de tu pelo, de tu aliento. Soy malo olvidando olores. Es uno de mis tantos talentos vacuos. O la música de tus palabras, que siempre escucho al borde del éxtasis y sin embargo desde este impiadoso sueño mío se han clavado en mi mente como ese canto alienador de las sirenas y como Ulises debo correr a atarme al palo mayor antes de caer en la demencia. Y tus ojos. Los he visto mil veces, aún de cerca. Y después de ahora veo a través de ellos, dentro de ellos. Navego en ellos sin orillas.

En Tu Cintura

En tu cintura las manos
Tejen sueños de conquista
Nace el fuego, se esparce
Se hace rubor en tus mejillas

A Tu Paso

Venís
Como la marea que arrasa las costas sin permiso
Se hacen visibles los estragos de tu presencia
Las manos temblorosas, el sudor, la incertidumbre

Foolish Miracle

I can see her hands
those large thiny fingers
touching hands and faces
tickling hairs and eyes

El Camino

Mostrame el camino
Lo juro, lo tomaré sin miedo. El verdugo
Espera la mortaja de mi alma.
Pero escapará sin memoria de vos hacia el sendero de luz

Langston Hughes

Dreams